La catedral del mar, la joya gótica de Barcelona

Barcelona tiene grande joyas arquitectónicas muy conocidas a niveles internacionales como las obras que dejó Antonio Gaudí, el Palau de la Música o el Liceo. Pero también existen algunas construcciones menos conocidas, con mucha historia y encanto, es el caso de la Catedral del Mar. Una Basílica también conocida como la Catedral de la Ribera o simplemente Santa Maria del Mar. La Catedral del Mar es uno de los ejemplos más perfectos de la arquitectura de estilo gótico gracias a su armoniosas proporciones.

Caminando por el céntrico y bonito barrio del Born se encuentra la Catedral del Mar, una de las iglesias más bellas de Barcelona. Fue construida entre 1329 y 1383, un logro para aquella época, pues en la Edad Media los periodos de construcción duraban por lo menos un siglo, incluso implicaba cambios de estilo arquitectónicos. En cambio, Santa Maria del Mar consiguió erigirse en tan sólo 55 años convirtiéndose así en la única iglesia de puro estilo gótico catalán. Los maestros de obra fueron Berenguer de Montagut, el diseñador principal del edificio, y Ramón Despuig. La iniciativa de construir la Catedral del Mar la tuvo el canónigo Bernardo Llull.

Algunos estudios actuales tienen la hipótesis de que fue construida sobre una antiguo anfiteatro o arenas romanas. Lo que sí es seguro es que en el suelo de la Catedral del Mar reposan sepulcros particulares, de cofradías y de gremios de la Edad Media barcelonesa, ya que, fue el templo de los armadores y los mercaderes de la Barcelona gótica. Su construcción comenzó en 1329 tal y como está escrito en las lápidas del portal de las Moreras (Fossar de les Moreres).

La Catedral del Mar pertenecía a los feligreses de la zonas del puerto y del barrio de la Ribera, quienes se encargaron de los materiales, sufragaron la construcción con su propio dinero y esfuerzo laboral y participaron activamente, en especial los descargadores del muelle (galafates o bastaixos) que llevaban las enormes piedras una a una en sus espaldas desde la cantera real de Montjuïc o desde las playas donde estaban los barcos. La puerta principal homenajea a estos hombres que ayudaron con su esfuerzo físico a construir la Catedral del Mar. Una construcción totalmente opuesta a la de la Catedral de Barcelona que por aquel entonces también se estaba erigiendo pero estaba asociada a la monarquía, la nobleza y el clero.

En 1923 recibió el títuulo de basílica menor otorogado por el Papa Pío XI. Sus tres fachadas muestran la esencia del estilo gótico en Cataluña con sus torres octogonales, superficies desnudas y macizos contrafuertes. La principal está situada en la plaza de Santa María, decorada con imágenes de San Pedro y San Pablo y con un increíble rosetón del siglo XV, otra da a la calle de Santa María con sus gárgolas y otra en el Paseo del Born. El interior de la Catedral del Mar muestra austeridad decorativa y amplitud de formas. Tiene tres naves de gran altura separadas por altas columnas. Perfección armoniosa basada en medidas: las naves laterales miden exactamente la mitad que la central y la anchura total del conjunto es igual a la altura de las naves laterales.

Se puede escuchar una coral o un concierto de manera espectacular debido a la impresionante acústica que hay en su interior. La Catedral del Mar es fuente de inspiración para escritores y poetas, sus muros y contrafuertes han sido los protagonistas de famosas novelas como La catedral del mar de Ildefonso Falcones, El juego del ángel de Carlos Ruiz Zafón o el libro juvenil Thesaurus, Ombres a Barcelona de África Ragel.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s